«Ultimatum a la Tierra», nuevo remake de un clásico

ultimatum.jpg

La sequía creativa parece no tocar fondo (salvo honrosas excepciones) en la Meca del Cine. Claro que, antiguamente, los guinistas eran señores como William Faulkner capaces de ganar un Nobel y hoy en día son autores como Michael Crichton. Esta falta de ideas nos está trayendo una ola de remake de cintas que en su día fueron un referente cinematográfico. Como ejemplo en los últimos años hemos padecido obras como Psicosis, Crimen Perfecto o El Planeta de los Simios.

La última película que  sufrirá una de estas adaptaciones será el clásico de Ciencia Ficción de 1951 Ultimatum a la Tierra, dirigida por el artesano Robert Wise. Recordemos que, como buen filme dirigido en plena Guerra Fría, la situación política influyó sobremanera en su argumento. A grandes rasgos trata sobre la llegada de una nave espacial a nuestro planeta y sobre las repercusiones que esto tendrá.

Ultimatum a la Tierra supuso un par de novedades muy interesantes en el cine de este género: por primera vez, los alienigenas no son esos seres horribles que vienen a conquistarnos sin ninguna piedad y, en segundo lugar, es una película con un claro mensaje pacifista y ecologista (¡en 1951!).

El director elegido para rodar el remake es Scott Derrickson («El exorcismo de Emily Rose»), lo que al menos asegura un buen acabado y una dirección correcta. Tendremos que esperar al año que viene para ver si nuestros temores se confirman. Mientras, un consejo, vean la original. 

3 opiniones en “«Ultimatum a la Tierra», nuevo remake de un clásico”

  1. Vi este film en una sala barrial en 16 mm y aún no olvido la fuerza de la imagen cuando el robot plateado baja en la nave. Recuerdo que Ring Satrr usó esa imagen en la portada de uno de sus discos. Muy buen blog, me gustaría intercambiar nuestros links. Avisame si te interesa la propuesta. Saludos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.